El Ayuntamiento de Gata, a través de su concejalía de Turismo, ha recuperado y señalizado la ruta de los Molins situados en el tozal de Pedreguer.
La ruta circular de 2 km se inicia en la zona de las Boleries con un plafón explicativo del recorrido. En el punto de partida hay una zona de aparcamiento desde donde iniciar esta caminata indicada para toda clase de público. Al final del recorrido los senderistas encontrarán un panel informativo sobre la estructura y funcionamiento que tenían antiguamente los molinos.
Gracias a la colaboración del GEG, se ha limpiado toda la senda y se ha recuperado el antiguo azagador y de los propietarios de los terrenos que han facilitado el acceso y la ubicación de los plafones.
Se trata de dos molinos harineros construidos con piedras del mismo tozal, mortero de cal y sillares de piedra pómez, segundos indica la inscripción en uno de ellos, en 1839. Los molinos tenían una cubierta cónica de madera donde se instalaban las aspas, que se cubrían de tela. Toda la cubierta eructaba para orientar las aspas al viento.
Entre finales del siglo XIX y principios del XX fueron abandonados debido a la reducción del cultivo del trigo y sobretodo gracias a la llegada de la electricidad, que permitió ubicarlos en lugares más accesibles y superar la dependencia del viento.

Actualmente, uno de ellos presenta un buen estado de conservación de la estructura. Un proyecto de futuro de la concejalía será su rehabilitación y conservación.

 

 

 

Share This